Vancouver, Canadá formará ciudadanos para ayudar a los bomberos

Incendios forestales Kelowna, Canadá, 2003
(Fte: article.wn.net)

El departamento de bomberos de Vancouver, Canadá, pretende que los ciudadanos sepan cómo ayudar a rescatar a otros durante un desastre natural, garantizando, al mismo tiempo, su propia seguridad. Con este fin, el Servicios de Bomberos y Rescate de la ciudad está trabajando en planes para formar a los residentes de la ciudad de Vancouver y organizarlos para ayudar al personal de emergencias, o incluso para llevar a cabo rescates sí mismos, sin hacerse daño.

El programa  obedece al nombre Equipo de Asistencia de Emergencia de Vecindad (NEAT) y fue motivado por  terremotos ocurridos fuera de Canadá, incluyendo el gran terremoto que devastó la ciudad de México en 1985, informa el diario digital The Vancouver Sun.

Ciudadanos sin formación rescataron a más de 800 personas tras el terremoto de Ciudad de México en 1985. “Pero alrededor de 100 personas murieron tratando de salvar a los demás ciudadanos”, declaró el capitán Ron Ewert al digital. Ewert encabeza el departamento de desastre y la oficina de planificación de emergencias.

 

Terremoto México 1985
(Fte:terra.com.mx)

La prevención en catástrofes

“Queremos evitar eso, añadió Ewert en declaraciones  a Christopher Reynolds. Y creo que para ello debemos aplicar algún tipo de formación y educar a la mayor cantidad de ciudadanos en Vancouver y sus alrededores”. Ewert añadió que el terremoto del pasado 29 de Octubre  cerca de Haida Gwaii, islas canadienses situadas en el Océano Pacífico y la tormenta Sandy,  en la costa este de Estados Unidos, hacen que esta iniciativa sea de lo más oportuna.

Funcionarios del departamento de desastres y la oficina de planificación de emergencias visitaron recientemente Christchurch, en Nueva Zelanda, donde un terremoto en 2011 mató a 185 personas.

“La única cosa que realmente se destacó allí, y en otras áreas, fue el hecho de que  va a haber un gran número de voluntarios que se van a ofrecer a ayudar”, dijo Ewert, quién añadió que si estos voluntarios se forman con el programa  NEAT, de 18 horas, tendrán las herramientas para saber cuál es la tarea de los profesionales de la emergencia y sabrán qué esperan de los voluntarios” .

El programa será impartido por los bomberos en el centro de formación en la ciudad de Strathcona o en una sala de fuego.

Terremoto Christchurch 2011
(Fte: prensalibre.com)

El plan de estudios incluirá primeros auxilios y manejo de sistemas de radio

El plan de estudios está todavía en desarrollo, pero además de  información básica sobre rescate y cómo apagar fuegos pequeños, se concentrará en la enseñanza de habilidades que liberen a los bomberos para que estos profesionales puedan concentrarse en rescates durante un desastre.

La formación incluirá primeros auxilios, equipo de operación de radio, control de tráfico y sistema operativo de protección contra incendios de Vancouver. La ciudad cuenta con un sistema de tuberías resistentes a los terremotos y estaciones de bombeo diseñado para suministrar agua de mar para combatir el fuego, incluso si el sistema regular de agua está muy dañado.

“Vamos a intentar que sea lo más seguro posible pero a la vez que realista. Puede tratarse de fuego, pero en ningún momento vamos a poner ninguna de estas personas en peligro. No puedo enfatizar esto lo suficiente “, señaló el responsable del equipo.

Formación práctica

“La única cosa que realmente odiaba cuando era más joven y asistía a un curso de primeros auxilios era cuando alguien estaba en la parte superior de la habitación, dando una conferencia todo el día. Me powerponinteaban hasta  la muerte”, añadió, mientras aseguraba al diario digital que  haría hincapié en que la formación ofrecida en el programa NEAT será eminentemente práctica.

Ewert señaló también como punto de partida de esta iniciativa  su experiencia de lucha contra los incendios forestales que destruyeron 330 hogares en Kelowna en 2003. “Vi a esa gente y vi que quería ayudar, pero muchos no tenían las herramientas o la capacitación y conocimientos que necesitaban”.

400 voluntarios

El programa NEAT se llevará a cabo con la colaboración del equipo de emergencias de los servicios sociales de Vancouver, que tiene cerca de 400 voluntarios. “Se presentan a todos nuestros incendios y ayudan a las personas a encontrar camas para pasar la noche”, explicó el capitán de Gabe Roder, un portavoz del departamento, a The Vancouver Sun.

“Durante un desastre, añadió, el número y el tamaño de los incidentes que puedan ocurrir abrumar a los servicios de emergencia. No hay duda de que los primeros necesitan asistencia adicional.”

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)

Deja un comentario